La boda con estilo de Victoria y Andrés

by

«Un día entramos unos amigos y yo a un bar, él estaba allí, nos atendió y enseguida le preguntó a un amigo en común quién era yo. Mi amigo, nos presentó y estuvimos hablando durante horas. Al cabo de unos días me invitó a cenar y desde ese momento no nos volvimos a separar».

«En su casa, en el momento de darnos los regalos de los reyes, delante de su padre y de mi hermana, se arrodilló y me sacó el anillo».

«Me decanté por un vestido de novia de Rosa Clará, el modelo Rhodesia en mikado de seda, sencillo y muy elegante con un único adorno de un lazo en la parte central realizado en el mismo tejido».


«El anillo de pedida es de oro blanco con un diamante solitario, lo acompañé de unos pendientes regalo de mi abuela de perlas con brillantes y de una pulsera, regalo de pedida también de oro blanco con brillantes y amatistas».

«Mis zapatos de novia fueron muy especiales, el icónico modelo con el que Mr. Big pidió matrimonio a Carrie mr Bradshaw. Un diseño firmado por Manolo Blahnik en terciopelo azul claro con detalle en pedrería para la iglesia y después me cambié para la fiesta por unas espardeñas blancas».

«Pando Floristas se encargó de la decoración floral, mi ramo fue un bouquet de peonías rosas. Las mesas se decoraron con peonías acompañadas de hortensias rosas y paniculata. La Catedral se decoró con hortensias blancas, paniculata y mucho verde».

«En cuanto al maquillaje y peluquería me decanté por la maquilladora de zarzuela en el teatro Campoamor: Marina Gómez. Buscaba sentirme cómoda sobretodo, con un maquillaje sencillo y elegante y que me resaltara los ojos y la sonrisa. El peinado también corrió a cargo de Marina, me hizo un recogido bajo para la iglesia, preparado de tal forma que cuando me soltará el pelo para la fiesta, me quedaran unas ondas naturales».

«La ceremonia religiosa tuvo lugar en la Catedral de Oviedo y con posterior celebración en el Palacio de Valdesoto, y el catering a Mesa Puesta se encargó de servir el catering».

«Recuerdo con especial cariño las miradas de todos los invitados cuando entré por la puerta de la iglesia, el valls con mi padre y la canción que me cantó mi marido ‘Bendita tu luz’ de Maná»

«Las invitaciones las diseñó mi madre, en papel verjurado con letra inglesa clásica en color burdeos y en un sobre con el interior estampado de casas típicas de la campiña inglesa. Las minutas corrieron a cargo del Palacio en el mismo papel y los meseros tenían los logos de grupos de Rock».

«Por último, mencionar las fotografías de nuestra boda: Excepcionales, Un trabajo fantástico de Eduardo Suárez. Cuando las vimos por primera vez no pudimos evitar emocionarnos al recordar el día más feliz de nuestra vida».

115
Content Protected Using Blog Protector Plugin By: Make Money.