El Candy Bar perfecto by Made of Cinnamon

by

Los Candy Bar se han convertido en un imprescindible en toda boda con estilo que se precie, ya que aportan un gran impacto visual, convirtiéndose en la alternativa a la tradicional tarta.

En muchos casos es también la manera ideal de contentar a los invitados durante toda la velada. Y es que, ¿a quién no le apetece un cupcake o un brownie después de mover el esqueleto en la pista de baile?

Un rincón de lo más dulce donde los novios reflejan sus gustos personales y los invitados se deleitan con todo tipo de exquisiteces en forma de pasteles, cupcakes, macarrons y otros deliciosos dulces.

Tan importante es comenzar con un cóctel de alta gastronomía con diferentes y variados rincones gastronómicos como terminar con una nota dulce que permanezca en la memoria de novios he invitados.

Los Candy Bar o dessert table más bonitos y ricos que hemos probado pertenecen a la empresa Made of Cinnamon cuyo lema es: “¿Nos permites hacerte feliz?”

El objetivo de toda pareja que organiza una boda llena de ilusión es que todos los suyos se lleven a casa un recuerdo inolvidable. Eso es justo lo que logran los Candy Bar de Made of Cinnamon. Cada una de sus creaciones logra que mediante la vista y el gusto los invitados perciban cuanto les quieren los novios.

Por supuesto los invitados lucen excepcionales con sus vestidos y peinados pero necesitan un fondo acorde a la ocasión. Made of Cinnamon crea el perfecto rincón para esa foto tan deseada en la boda.

Elaboran cada una de sus creaciones en exclusiva para cada pareja, después de una exhaustiva planificación en la que en cuenta los gustos de los novios, estilos de vida y tipo de celebración.

Su forma de ver la vida hace que den lo mejor de sí mismos en cada una de sus elaboraciones. Con ingredientes de la mejor calidad y técnicas de elaboración artesanal logran que sus dulces sean únicos y dejen grandes recuerdos. Made of Cinnamon no solo persigue que sus elaboraciones luzcan bonitas y entren por la vista sino que también estén exquisitas y sean un auténtico deleite al paladar.

Además de un sabor excelente su presentación es inmejorable. Los pequeños detalles son los que marcan la diferencia. Y esa máxima es la que guía el diseño de cada una de sus Candy Bar. Pequeñas cosas, como la presentación de los dulces, la exclusividad de cada uno de los recipientes o los románticos elementos decorativos que con tonos suaves, cálidos y acogedores, logran crear un rincón familiar, romántico y hogareño.

En sus Candy Bar encontramos una amplia gama de dulces para todos los gustos. Podemos desfrutar de los esponjosos Cupcakes de vainilla con un toque de fresa, de los deliciosos Carrot Cakes con crema de Mascarpone o del suave Cheescake. Para los amantes del chocolate disponen de los Cupcakes de Nutella o el clásico Brownie de chocolate con nueces.

Chocolate negro, blanco, fresas, Nutella, avellanas, nueces… todos los ingredientes de la mejor calidad se seleccionan en exclusiva para cada pareja. Y mediante carteles decorativos indican los ingredientes de cada uno de los dulces teniendo en cuenta posibles alergias o intolerancias de los invitados.

Para la decoración del Candy Bar tienen muy en cuenta las preferencias y deseos de la pareja. Así en preciosos marcos o pizarras se pueden leer frases que han formado parte de su historia de amor o se pueden ver fotos polaroid que reflejan momentos únicos que han vivido juntos. Por supuesto no pueden faltar elementos vintage como cámaras de fotos, teléfonos, figuras de novios de lata… Para ellos la decoración es de vital importancia, pero tienen muy presente que el núcleo de un Candy Bar de calidad siguen siendo los dulces y su delicioso sabor.

Los recipientes en los que se presentan estos dulces son también un auténtico encanto. De fino cristal, con elegantes lazadas en tonos pastel o malla de cuerda hecha a mano que reviste los tarros y copas que ofrecen dulces colocados meticulosamente. Además, los invitados también disponen de elegantes cajitas o bolsitas para poder llevarse algún dulce a casa. Todo ello dispuesto en diferentes elementos de mobiliario como una preciosa mesa, una romántica mesita, una escalera vintage, cajas antiguas, una bobina de madera…

Cinco mandamientos para un Candy Bar de 10:

1 Color

En Made of Cinnamon saben que cada boda tiene un cierto esquema de color en el que se inspira la decoración y algunos de los vestidos principales, por lo que es importante que el Candy Bar también armonice con dichos colores.

 

2 Mobiliario

De todos los elementos que forman el mobiliario de sus Candy Bar el principal es la mesa central. Dicha mesa debe estar dividida en 3 zonas horizontales y se deben usar contenedores de altura apropiada en cada zona.

  • Zona trasera: Usan recipientes más altos, cajas o frascos de vidrio para elevar los contenedores en esta zona. Además de elementos decorativos para dar altura y perspectiva al Candy Bar.
  • Zona media: En la zona media de la mesa disponen los dulces y caramelos a granel distribuidos uniformemente a cada lado de la mesa para un aspecto más equilibrado
  • Zona Frente: La parte frontal de la mesa es donde colocan las bandejas o recipientes más cortos para mostrar las creaciones más apetecibles tanto al gusto como a la vista.

3 Candy&Cakes

Al preparar su Candy Bar desean asegurarse de que sus dulces sean coloridos, pero ante todo que formen una excelente selección que el invitado quiera degustar. Así aparte de elaboraciones como las que se han mencionado anteriormente, también ofrecen candies como brochetas, nubes, corazones, besitos, gominolas, bayas, regalices, peladillas… Además de exquisitos chocolates como almendras y cacahuetes bañados en chocolate blanco y negro.

4 Recipientes

Ante todo, la variedad, el estilo y el buen gusto son imprescindibles para Made of Cinnamon a la hora de elegir los recipientes que albergan sus creaciones. Para mantener la gama cromática del Candy Bar siempre utilizan contenedores de cristal para que el color de los dulces se vea claramente. Los contenedores de candies deben tener una abertura lo suficientemente grande para que la cuchara se ajuste y lo suficientemente corto como para que los huéspedes puedan llegar hasta el fondo.

5 Decoración

Ya hemos mencionado que los detalles cuentan y para Made of Cinnamon cuentan mucho más. Los accesorios decorativos son una parte esencial de sus Candy Bar. Marcos de fotos, pizarras, figuras, elementos vintage, manteles, tazas… son a menudo el perfecto toque final. La iluminación propia también es vital, así farolillos en un arbolito, bombillas led alrededor de marcos, o lámparas románticas crearán un ambiente único entorno al Candy Bar. Sin olvidar las flores, siempre presentes acorde a la paleta de colores en la que se basa la boda.

¡El colofón perfecto para una boda única!

68
Content Protected Using Blog Protector Plugin By: Make Money.